Tomás Marco analiza en un libro la relación íntima entre Historia, música y cultura

El compositor Tomás Marco analiza los fenómenos musicales en relación con los sucesos culturales e históricos que han marcado nuestra sociedad, desde batallas y teoremas, hasta pinturas y descubrimientos, en su último libro, ‘Historia cultural de la música’, que se ha presentado este miércoles en Madrid.

Según ha explicado el autor en la sede madrileña de la Sociedad General de Autores y Editores, ‘Historia cultural de la música’, obra a la que ha dedicado sus últimos cinco años, nace de constatar que no existen dos culturas, la artística y la científica, sino sólo una, en la que la música se forja a la par que la pintura, la matemática y la filosofía, entre otras disciplinas.

Es por ello, por lo que esta exhaustiva obra desgrana a través de sus 1.150 páginas los sonidos que acompañaron a las pinturas de Altamira; el universo matemático de Pitágoras; el jazz que acompañó a la crisis de los años 30; las notas musicales tras los lienzos de Goya, o la música de nuestro presente intercultural y globalizador.

“Al igual que [José Ortega y ] Gasset definía al hombre como ‘el hombre y sus circunstancias’,este libro debería subtitularse ‘la música y sus circunstancias'”, ha resaltado en la presentación de la obra el Presidente de la Sociedad General de Autores y Editores, José Luis Borau.

Borau ha elogiado “el esfuerzo colosal” de Marco por “contar la historia de la música a través del resto de historias”, mientras ha llamado la atención sobre el grado de actualización de la obra. “Aparece incluso mi elección como miembro de la Real Academia de la Lengua”, ha señalado entre risas mientras recordaba su ingreso hace quince días.

En este sentido, el propio autor ha destacado no tener miedo al presente y al futuro, así como el hecho de que ‘Historia cultural de la música’ sea una obra “rica en datos, veraces y entendibles, útil y fácil de leer”.

Estas palabras han sido secundadas por el crítico musical José Luis G. Busto, quien ha definido el libro como “abrumador” y ha llamado la atención sobre el índice onomástico y de obras de 140 páginas que figura al final del volumen.

Busto ha hecho también referencia a las palabras del propio autor, recogidas en la introducción de la obra, al recordar cómo “casi todos los ejemplares de ‘Historias del arte’ tratan exclusivamente de las artes plásticas, mientras que las ‘Historias de la cultura’ suelen centrarse en la literatura y la filosofía”.

Por el contrario, el compositor madrileño “habla de la música integrada en un todo cultural” y subsana así estos errores, ha advertido el crítico.

Fuente: El Mundo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>